viernes, 21 de diciembre de 2007

Cervezas de trigo

Vamos a hablar un poco sobre el mundo de las cervezas. Para empezar hablaremos acerca de las familias de la cerveza; Ale, Lager, Trigo, Porter y Stout, Lambic y otras especialidades.

El primer capitulo corresponde a las cervezas de trigo.

Son cervezas de alta fermentación elaboradas con una mezcla de trigo y cebada. Su apariencia es como de neblina al no estar filtradas. Según el país de elaboración el trigo puede ser malteado. De este modo las cervezas blancas alemanas maltean el trigo y por el contrario los belgas no.

Son cervezas ácidas, refrescantes y espumosas. Tradicionalmente eran cerveza de temporada de verano. Aunque ahora, debido a su popularidad, se encuentra todo el año. Este tipo de cerveza estuvo a punto de desaparecer a principio del siglo pasado, aunque en los últimos 30 años ha resurgido de tal modo que supone un 30% de la cerveza que se consume en Baviera.

En Alemania distinguimos dos tipos de cerveza blanca. La Berliner Weisse (Blanca de Berlín) y la Weizenbier (de trigo del sur de Alemania). En Bélgica la Witbier.

Berliner weisse

Como su nombre indica proviene de la ciudad de Berlín. Para su elaboración se utiliza entre un 25 y un 50% de trigo, siendo el resto cebada. En esta zona es tradicional maltear los dos cereales. Lo que define a una Berliner Weisse o blanca estilo Berlín es su fermentación: fermentación alta que incluye bacterias lácticas, que no se utilizan en el sur de Alemania, por lo que forma una corona de espuma de poca duración. La primera mención de la receta procede es del año 1642 de J.S.Elsholz.

Es una cerveza muy pálida, ligera y con bajo contenido en alcohol, tan sólo un 3%, por lo que son ideales para calmar la sed. Son cervezas refrescantes. Son cervezas un poco agrias (debido a una fermentación láctica inducida).

En Berlín, suelen tomarse en verano o como aperitivo. Para moderar su acidez es tradicional en los bares añadir syrup de frutas o de hierbas.

Weizenbier

Posiblemente la cerveza de trigo más antigua del mundo, ya que tenemos noticias de que se elaboraba hace más de 500 años. Son cervezas ligeras, afrutadas y muy refrescantes. Tiene un cabeza de espuma muy densa, cremosa y duradera. Acostumbran a tener más trigo en su elaboración que las de Berlín, entre un 40 y 70% de trigo. Cumpliendo la ley de la pureza alemana o Reinheitsgebot de 1516, tanto el trigo como la cebada se maltean. Normalmente tienen una segunda fermentación en botella y se suelen embotellar sin filtrar.

Las Weissbiere han llegado a ser muy conocidas en los últimos años, y son especialmente populares en épocas calurosas. En siglos anteriores, elaborar Weissbier era ilegal en muchos lugares, puesto que el trigo era demasiado importante como cereal bàsico del pan, como para "perderlo" elaborando cerveza.
A veces se les conoce como weinzenbier, cerveza de trigo, y otras veces se usa el término weissbier, cerveza blanca. En el caso que se embotelle con sedimentos llevará el prefijo “hefe” que hace referencia a la levadura. En caso que esté filtrada se denomina kristall weizen o kritall weissbier.

Son cervezas pálidas y muy poco amargas, aunque también existe una variedad de trigo oscura que se conoce como dunkel weizen, oscura de trigo.

Su contenido alcohólico es de 5%. Se pueden elaborar más fuertes, conociéndose entonces como weizenbock, y se ofrecen como cervezas de trigo de invierno.

Witbier o bière blanche

En Bélgoca también estubo a punto de desaparecer este estilo de cerveza a mediados del siglo pasado. Hoy en día muchos productores cuentan con una cerveza blanca en su gama.

La elaboran usando entre un 30 y un 50% de trigo sin maltear, y el resto es cebada malteada y a veces también le añaden pequeñas cantidades de avena. El hecho de que el trigo este sin maltear le da un mayor sabor a grano y hace que normalmente tenga más cuerpo.

Son de un color pñalido amarillento y algo turbio. Se pueden aromatizar con piel de naranja Curacao, cilantro y otras especias. Es una cerveza apropiada para el verano por su ligereza, frescura y carácter refrescante.

En Bélgica son conocidas como cervezas blancas, witbier en flamenco o bière blanche en francés, aunque unas pocas utilizan el nombre de cervezas de trigo, tarwebier o tarwebock, las más fuertes.

4 comentarios:

matematicaspaladaryfogones dijo...

Pese a que no soy ni experta en cervezas, ni una apasionada de las mismas, me has aportado información del tema que en parte desconocía.

Estos días, a pesar de que te he leído, no he tenido ni tiempo para responder. Empiezo mis vacaciones mañana 22/12/07, y ser´na 15 días dedicados a la familia, los viajes y la GASTRONOMÍA.
Tu asunto personal, está en marcha.
Tengo problemas com mi movil, pero contactaré contigo por ordenador.

Te deseo feliz navidad-
Un saludo:
Elena

gastronomicae dijo...

Muchas gracias Elena y feliz Navidad igualmente.

Me alegro que te aporte algo nuevo el tema de la cerveza, ya que tus apuntes sobre el vino son de gran utilidad para mí.

La cerveza es un tema que me apasiona desde hace muchos años; cuando empecé el blog a un amigo mío le extrañaba que no escribiese nada acerca de la cerveza, de modo que empiezo ahora. ¿Por que no seguir un orden lógico? Lo más normal sería empezar por la familia de las Ale o de las Lager sin embargo empiezo con las de trigo porque son mi debilidad. Siempre que me piden recomendación digo "Blanca de Brujas". Tal vez no sea la mejor cerveza pero no conozco a nadie que no le guste.

Espeto dijo...

Bueno, pues a parte de vivir en Málaga y la pasión por la gastronomía, ya tenemos una cosa común. Yo, por cuestiones de genéticas, soy muy aficionado a las cervezas de trigo, especialmente a la weizenbier del sur. Conste que mi familia de allí utiliza este término y el de weissbier indistintamente para referirse a cervezas de trigo. De cualquier modo, como te comentaba, Munich es el mejor sitio del mundo para esas cervezas blancas (mucho mejor que Berlin, según mi modesto entender) y, dentro de Munich, es imprencindible probarla en alguna de las grandes cervecerías: Augustiner Gaststtäten, Spatenhaus an der Oper, Hof Bräuhaus am Platz,Weissesbrauhaus...Especialmente la primera tiene una cerveza excelente.

gastronomicae dijo...

Espeto, hace un par de año pase mis vacaciones en Munich, todo un descubrimiento. Que ciudad más bonita y que bien se bebe. Un monumeto, una cerveza, un museo, unas cervezas, y así todo el día. Especialmente fuimos a Augustiner (en la calle principal de comercios) y a Hof Bräuhaus. Sin olvidar los pretzel (o como se escriba).
Gastronomicamente lo que no me gustó eran unas patatas que servian de guarnición. Eran unas bolas gomosas, como para jugar a pelota con ellas.
ya que conoces tanto la cocina alemana por la familia esperaré que vayas primero al hotel Claude y me cuentes después :)